Logo SNEP

Proyecto “Eratóstenes»

Publicado: 05/11/2019

Estudiantes uruguayos y brasileños compartieron experimento científico de más de 2.200 años.

 

 

Estudiantes uruguayos y brasileños replicaron con éxito un experimento que realizó un científico griego unos 200 años antes de Cristo, que permite medir –entre otras cosas- la circunferencia de la Tierra. Los participantes son alumnos de la Escuela N° 21 “Alemania” (Montevideo) y de un centro educativo de la ciudad de Tangará (Estado Mato Grosso, Brasil).

 

Es un trabajo integral que se viene desarrollando a lo largo del año con el Departamento Académico de Física del Instituto de Profesores “Artigas” (IPA), del Consejo de Formación en Educación –dirigido por el doctor en Física, Stelio Haliotis- con la Escuela N° 21 “Alemania” ubicada en el barrio Reducto.

 

Se trata de un proyecto denominado “Eratóstenes”, a través del cual se coordinó con una escuela en el Estado de Mato Grosso (Brasil), ubicada sobre el mismo meridiano que Montevideo. El objetivo fue medir de la misma forma que lo que hizo el científico griego unos 200 años antes de Cristo.

 

Eratóstenes de Cirene fue un matemático, astrónomo y geógrafo griego. Es conocido principalmente por ser la primera persona en calcular la circunferencia de la Tierra, comparando las altitudes del Sol del mediodía en dos lugares separados por una distancia Norte-Sur. Su cálculo fue notablemente preciso.

 

También fue el primero en calcular la inclinación del eje de la Tierra (también con notable precisión). Además, estimó la distancia desde la Tierra hasta el Sol e ideó intercalar cada cuatro años un día adicional en los calendarios, produciendo el año bisiesto.​ Creó el primer mapa del mundo, incorporando paralelos y meridianos basados en el conocimiento geográfico disponible de su época.

 

 

Trabajo coordinado

“La idea es que los chiquilines trabajaran en el momento en el cual el sol estaba en el cenit en Brasil, sobre una vara cuya sombra se anula –lo cual ocurrió a las 12:33 horas-. Tras coordinar todo previamente por videoconferencia, en ese mismo momento los estudiantes de aquí y de allí midieron la sombra y el ángulo con la vertical”, explicó el presidente del CODICEN, Wilson Netto.

 

A partir de la obtención de los datos, “se puede hacer una relación de orden geométrico para poder determinar el radio, el perímetro y la superficie de la Tierra, lo cual es fantástico”.

 

En ese sentido, destacó “primero la comunicación previa, el manejo del idioma y poder tener un proyecto común. Cerraron la jornada a través de los distintos cálculos que quedaron en evidencia, después de realizado el experimento con la distancia que los separa y con el interés demostrado por los gurises de acá y de allá”.

 

Netto sostuvo que el trabajo conjunto realizado “es importante, porque es darle sentido al conocimiento, se generan vínculos y comunicación en red con una escuela en Brasil. Estas son las cosas que están ocurriendo en el Uruguay de hoy, cotidianamente”.

 

“Estamos hablando de un sexto año de escuela, con su maestra, que viene trabajando este proyecto. Hoy fue el día clave porque se coordinó el momento de tener sombra nula allá y sombra aquí. Además de desarrollar las matemáticas, la oralidad, todo lo de orden científico pues tuvieron que coordinar por qué sobre el mismo meridiano, son cosas realmente de una formación importante”, puntualizó.

 

Fuente: Comunicación_ANEP